Balneario Poděbrady

Poděbrady - Columnata del balneario
1. 11. 2013

Poděbrady – bálsamo para tu corazón

Desde hace más de cien años Poděbrady figura entre los balnearios checos más importantes. Ello se debe sobre todo a los manantiales locales, el tiempo estable, el entorno armónico a orillas del río Elba, el ambiente tranquilo de las arcadas rodeadas de un parque bien cuidado y cafeterías de estilo que invitan a sentarse para pasar un rato ameno.

Se dice que Poděbrady es «para el corazón». Con ayuda del famoso manantial mineral Poděbradka se tratan aquí con éxito afecciones del sistema circulatorio, del corazón y de vasos sanguíneos, trastornos del metabolismo, así como enfermedades del aparato locomotor. Los baños minerales locales y la ingesta de agua han ayudado ya a muchos pacientes. Estuvo entre ellos también el primer presidente de Checoslovaquia, Tomáš Garrigue Masaryk.

¡Envuélvete en chocolate!

La ciudad está bien servida de una cantidad de hoteles exclusivos con el servicio completo que ofrecen los balnearios. Puedes disfrutar no solamente de tratamientos terapéuticos clásicos, sino también de unos absolutamente especiales. ¿Te gustaría, por ejemplo, dejarte envolver en chocolate o recibir un masaje con miel o caramelo? También puedes relajarte agradablemente durante un masaje tailandés, un baño en agua marina o un masaje con piedras de lava. Últimamente, gozan de gran popularidad las estancias organizadas a medida del cliente. Puedes apostar por un fin de semana reservado exclusivamente a las damas o, al contrario, por un relax auténtico para hombres.

¿Un palacio o golf?

¿Acabas de someterse a otro tratamiento placentero y te haz puesto a pensar qué hacer durante el resto del día? ¡Póngase a conocer la ciudad balneario! No omita la visita al palacio barroco, punto dominante del lugar, situado directamente a orillas del río Elba. Durante el camino tienes que ver la estatua majestuosa del hijo más importante de la ciudad, el rey checo Jorge de Poděbrady, quien fue el primer gobernador progresista en la historia de Europa en apelar a la formación de una «sociedad de naciones». Siéntate por un rato a la sombra agradable de árboles susurrantes en el parque y termina tu paseo junto al famoso reloj de flores. Si gustas del movimiento más activo, encontrarás en la ciudad canchas de tenis, un minigolf, una piscina, así como condiciones perfectas para practicar el deporte de vela, montar a caballo o jugar al golf en un campo de 18 hoyos.

¿Qué más visitar?

¡Descubre las joyas históricas de los alrededores de Poděbrady! La cercana ciudad de Kutná Hora te permitirá trasladarte a los tiempos de los caballeros medievales. La preciosa ciudad, que posee incluso dos catedrales góticas, forma parte de la prestigiosa lista de la UNESCO. Si te gustan los caballos, puedes visitar la caballeriza nacional de Kladruby nad Labem que se especializa en la cría de razas españolas e italianas antiguas, conocidas como el caballo blanco de Kladruby.

Tus favoritos