Krušné hory

9. 5. 2013

Póngase a descubrir las montañas Krušné hory

¿Tiene ganas de seguir las huellas de los prospectores que ascendían pendientes buscando metales preciosos? ¡En este caso, visite las montañas Krušné hory! Ya en el siglo XII empezó a explotarse aquí el cobre, el estaño y la plata. La actividad minera dejó en este lugar laberintos infinitos de galerías, lavaderos y pozos mineros.

La montaña más alta de Krušné hory, Klínovec, se sitúa cerca de la frontera con Alemania y la ciudad de Boží dar. Se menciona ya en el siglo XVI, en relación con avalanchas de nieve que azotaban a los habitantes de las montañas, destruían bosques e incluso casas.

La ciudad situada a la mayor altura

El punto de salida ideal para subir a Klínovec es la ciudad de Boží dar. Tal vez le sorprenda salir de una ciudad de Europa Central situada a la mayor altura, a 1.028 msnm. Nuestra ruta a la cima de Klínovec tiene un desnivel muy pequeño, de unos 200 m, y mide sólo 5 km. Boží dar fue fundada en 1533 como un pueblo minero junto a minas de plata y estaño. Hoy en día, puede esquiar aquí perfectamente, porque es el centro más importante de deportes de invierno de las montañas Krušné hory.

No se pierda la iglesia barroca y la cercana reserva natural del Tremedal de Boží dar. Siguiendo la señal roja, continúe a la cima de Neklid. Pasará a lo largo de telesquís hasta llegar a una carretera que conduce a la cima de Klínovec, tomando un atajo por el bosque. Su esfuerzo será premiado con una vista merecida del paisaje en los alrededores.

Desde una planta de cristalería a la cima de Komáří vížka

La cresta de las montañas Krušné hory ofrece una serie de magníficas sendas turísticas y rutas ciclistas. Desde el pueblo de Moldava, donde puede conocer algo de la historia de la fabricación de cristal e incluso mirar una réplica de una planta de cristalería medieval, continúe hacia Cínovec. Este pueblo nació en el siglo XIV, debido a los cercanos yacimientos de estaño. Creció aún más cuando se descubrió un yacimiento de plata en la mina llamada El Incrédulo Tomás. Cínovec es un punto ideal de salida de todas las rutas de Krušné hory, tanto para excursionistas como para ciclistas. Desde aquí, puede continuar p.ej., hacia la cima de Komáří vížka. Si quiere hacerte más agradable el último tramo del camino, usa el telesilla que le llevará arriba desde el pueblo de Krupka. Sentado cómodamente, podrá disfrutar de hermosísimas vistas panorámicas.

Tus favoritos