Región de Znojemsko

Znojmo
9. 9. 2013

Znojemsko – un tesoro en la copa de vino

La región de Znojmo es una zona a la que indudablemente pertenecen la uva, los pepinos, el Parque Nacional de Podyjí y el monumental palacio de Vranov nad Dyjí. La ciudad de Znojmo en sí es un tesoro lleno de monumentos históricos con una amplia vida cultural en la que predominan las divertidas fiestas anuales de la vendimia. El visitante encontrará aquí un pintoresco y acogedor rincón de Chequia que vale la pena visitar.

El armonioso paisaje cubierto de los viñedos, bodegas e iglesias es típico de la región de Znojmo. Entre los pueblos vinicultores se encuentran Bantice, Dobšice, Ivančice, Lechovice, Šatov y muchos otros. Igual de típicas son las vivas tradiciones que se van heredando de generación a generación. Por el número e importancia de sus monumentos culturales, Znojmo es una de las ciudades moravas más ricas.

Un laberinto subterráneo lleno de sorpresas

Quienes gusten de los lugares misteriosos cargados de una energía especial no deberían perderse el recorrido subterráneo por Znojmo, que con su longitud de 30 metros y 4 niveles, figura entre los sistemas subterráneos más grandes de Europa Central. La mística exposición le presentará los personajes de los cuentos, el taller alquimista o los calabozos de la cárcel. No se olvide del monasterio gótico de los minoritas o el castillo de Znojmo, situado en una roca empinada, encima de la ciudad. Entre los monumentos importantes se incluyen también el monasterio de Louka del siglo XII, donde se puede visitar el Museo de tonelería y vino. La región de Znojmo puede presumir del castillo Bítov, que fue construido como fortaleza para proteger la frontera sur del Estado de los Premislitas. Vale la pena ver también la fortificación checoslovaca de Šatov.

La región de Znojmo en bicicleta le fascinará

La historia de la viticultura en esta región data de la época de los romanos. El rey Juan de Luxemburgo permitió a la ciudad de Znojmo negociar con la sal y el vino, en el año 1326, mediante el escrito de Bacharach, posibilitando así la fundación de los primeros viñedos. A partir de ese momento, los vinos de Znojmo aparecían regularmente en las mesas de los reyes checos. Entre las cosas más solicitadas de esta región se incluyen las rutas del vino . Se trata de una perfecta combinación de paseos en bicicleta, en una naturaleza llena de viñedos, y encuentros con personas que han dedicado toda su vida al cultivo de la vid. La ruta de vino de Znojmo presenta tramos de terreno irregular en los alrededores de Hostěradice y Moravský Krumlov.

¿Qué otro sitio visitar?

En sus andanzas ciclísticas puede pasar por el romántico paisaje del Parque nacional Podyjí , que muestra un conservado valle del río en el paisaje moravo cubierto de bosques. Se caracteriza por sus paisajes únicos formados por un mosaico de rocas, meandros y barrancos. Puede visitar el particular recinto de Lednicko–Valtice, que por su singularidad y belleza está inscrito en la lista de la UNESCO. No se olvide de visitar la cuidad real de Znojmo durante las fiestas de la vendimia.

Tus favoritos